Decepcionantes resultados económicos en Cuba

Escrito el 29. dic, 2012. Por , en Noticias


 

A pesar de los esfuerzos del gobierno cubano de autorizar una amplia gama de pequeñas empresas -cuenta propistas- los resultados de dar un impulso a la producción en Cuba, siguen sin verse.

El gobernante Raúl Castro ha pretendido algunos cambios en la agricultura y otros de apertura en el sector privado, como el entregar tierras en usufructo a los campesinos, con el objetivo de incrementar la eficiencia y la producción de alimentos para sustituir las importaciones que cuestan a Cuba cientos de millones de dólares anuales que el país no tiene, y por otra parte, estimular la empresa de servicio en el sector privado con el ‘cuenta propismo’, para reducir de esa forma el gigantesco gasto social del país.

Pero entre la corrupción imperante, los despilfarros, la pésima administración, la carencia de un transporte efectivo y la falta de un sector mayorista que supla el intento de impulsar la producción, el país sigue hundido en la desesperanza y la ineficiencia.

Un reciente estudio de la Universidad de La Habana mostró que sólo en el 2011, los precios del mercado subieron casi un 20 por ciento, mientras las importaciones de alimentos aumentaron a un estimado de $1,700 millones el año pasado, de $1,400 millones en el 2006.

El reconocido economista cubano, Jorge I. Domínguez, vicerrector para asuntos internacionales de la Universidad de Harvard, declaró que “los resultados estadísticos publicados son realmente muy decepcionantes”.

Los economistas del gobierno están conscientes del problema. “Si le das tierras a la gente y no le das recursos, no importa qué ocurre en la tierra”, dijo Joaquín Infante, de la Asociación Nacional de Economistas Cubanos, con sede en La Habana.

Lamentablemente el gobierno cubano sigue empeñado en centralizar la dinámica económica del país, impidiendo la expansión pujante del sector privado.

“La cosa es el control”, dijo Philip Peters, un analista de temas sobre Cuba que trabaja con el Instituto Lexington, un grupo de investigación con sede en Virginia.

Al cierre del 2012, Cuba sigue siendo víctima de un sistema obsoleto e improductivo por un excesivo control político estatal, que desalienta el impulso productivo y mantiene a la población dentro de un régimen represivo y sin libertades.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Artículos relacionados

  • No se encuentran artículos relacionados

Un comentario a “Decepcionantes resultados económicos en Cuba”

  1. Vicente R. Gutiérrez

    29. dic, 2012

    Los objetivos económicos vienen desde hace muchos años para restablecer su verdadero status en nuestra Cuba.
    Cualquier economista que haya vivido en Cuba y que desde afuera conoce los sinsabores de los grandes productos que siempre han volcado riquezas en la Economía Cubana, al plantearse cómo se pueden ahorrar gastos de los grandes productos bien conocidos como el azúcar, tabaco, productos agrícolas, etc. se ganan posibilidades de la recogida y defensa de los mismos para recuperar su nivel que ya tienen medio siglo bajo dichas pésimas condiciones. Y lo peor está mostrarlo en productos que salen al exterior y no se materializan las producciones y la calidad de los productos "fuera de lo normal".
    Si somos cubanos y todos coincidimos en la recuperación del status de dichos productos, podríamos volver a tener una industria económica amplia que gradualmente se volvería a la razón de los mismos. La aceptarán "todos los cubanos".
    Saludos, Vicente R. Gutiérrez